Presentación de LA VIDA EN LA PUNTA DE LOS DEDOS de Jokin Azketa por Miguel Izu

 

Presentación de La vida en la punta de los dedos, de Jokin Azketa

Miguel Izu

 

En el marco de la Feria del Libro de Navarra, el 27 de mayo se presentó La vida en la punta de los dedos, cuarta novela de Jokin Azketa (Pamplona, 1957). El autor, que estuvo acompañado por la escritora Susana Rodríguez Lezaun, a lo largo de su vida ha combinado tres grandes pasiones: la literatura, la montaña y los viajes. Hasta su jubilación, ha sido socio de la tienda y librería Muga de Pamplona, lugar de referencia especializado en deporte de montaña y viajes. Sus novelas anteriores, Donde viven los dioses menores. Una inquietante travesía por los Pirineos (2012), Lo que la nieve esconde (Premio Desnivel 2013) y El tiempo del vacío. Extraños sucesos en el Pirineo (2019) se inscribían en el thriller psicológico, mientras que en su última obra vira decididamente hacia la novela negra.

El protagonista de La vida en la punta de los dedos, Norman Scarf, es un escritor que viaja en busca de buenas historias y tiene, según explicó Jokin a preguntas de Susana, una moral un tanto ambigua, prescinde de cualesquiera escrúpulos para conseguir sus objetivos. Lo comparó con Truman Capote, que no movió un dedo por los protagonistas de A sangre fría porque la historia resultaba mejor si los ahorcaban. Otro de los principales personajes es Jacob, un montañero californiano en pos de hazañas deportivas que por su condición de forastero se convierte en sospechoso al llegar al pueblo donde están sucediendo los hechos criminales; un pueblo pequeño, remoto y aislado, con vecinos variopintos y contradictorios, donde todos tienen algo que esconder. Jokin explicó que siempre ambienta sus libros en lugares reales que conoce, pero que trata de poner buen cuidado en no faltar al respeto a las personas que viven en ellos, y por eso ha preferido que todos los sospechosos sean forasteros. Otra de las protagonistas es Lucía, pareja de Jacob, una mujer enigmática que guarda muchos secretos, deseada por todos los hombres y envidiada por todas las mujeres. El sargento Tomás Carreño (el nombre lo toma del acólito del protagonista de Lituma en los Andes, de Vargas Llosa) es el policía que se ocupa oficialmente de la investigación, un hombre honesto que quiere hacer bien su trabajo, pese a las presiones que sufre y las dudas que le asaltan, es el personaje más equilibrado de toda la historia. Jokin admitió cierta influencia de Las brujas de Salem, de Arthur Miller, de quien toma la cita que abre el libro, la idea de unas niñas que acaban pagando el pato por los complejos y las frustraciones de otros.

En cualquier caso, como señaló Susana, hay un personaje que destaca sobre los demás y es la naturaleza; el paisaje es muy importante en todas las obras de Jokin.  Él explicó que le interesa la precisión geográfica ⸺aunque toda la trama sea de ficción⸺ y transmitir las sensaciones que recibe de los lugares que visita. Huye de los escenarios más comunes de la novela negra, sórdidos, oscuros, prefiere paisajes naturales y describir su belleza. Susana y Jokin comentaron la diferencia que hay entre quienes viven en ámbitos rurales y ámbitos urbanos; los primeros entienden la naturaleza como trabajo y dificultad y los segundos como ocio. Son los urbanitas los que pueden permitirse el lujo de detenerse a admirar el encanto del paisaje.

Susana preguntó a Jokin por el lugar, de los muchos que ha visitado, que más le ha impresionado y él se decidió por Navarino, una isla al sur de Chile, en la Tierra del Fuego, lugar muy remoto y de una gran belleza, y a partir del cual «ya no hay nada, o hay todo», está el cabo de Hornos, el paso de Drake y la Antártida. Allí, o en el Chaltén, se imagina pasando un invierno austral, dando paseos por las mañanas sobre la nieve y escribiendo por las tardes junto a una chimenea. Interrogado sobre alguna anécdota de sus múltiples viajes dijo que, en realidad, su vida es muy sosa, con pocas cosas que contar o que ocultar; la única anécdota divertida que se le ocurrió es una sucedida mientras estaba escribiendo El tiempo del vacío, donde hay un personaje que está en una biblioteca y tiene bien a la vista un libro clásico de viajes, Días ociosos en la Patagonia, de William Hudson, de modo que una chica se fija en él y comienza a darle conversación; posteriormente él la asesina. Jokin estaba un día en una biblioteca pública de Pamplona, lugar donde acostumbra a escribir, y al lado tenía a una chica que le echaba miradas a la pantalla de su ordenador. Le acabó preguntando: «¿Qué pasa, que escribes»; «Sí, escribo sobre un tío que viene a la biblioteca para conocer chicas y luego las mata», se le ocurrió decir. La chica desapareció rápidamente; al menos, añadió Jokin, no llamó a la policía.

Jokin se definió como lector omnívoro, lee de todo sin tener un género favorito, y como un escritor en aprendizaje que necesita imponerse un horario y meter varias horas seguidas de trabajo, ya que escribir le resulta costoso. A preguntas del público dijo que es más escritor de mapa que de brújula, necesita tenerlo todo previsto, descritos los personajes, los escenarios, la trama, eso le facilita la labor de la escritura. No descarta escribir de cualquier tema, salvo de política, y explicó que está escribiendo otra historia con Norman Scarf, cree que es un personaje que todavía tiene mucho más que ofrecer y del que quiere saber más.

 

Ficha

 

 

La vida en la punta de los dedos

Jokin Azketa

RBA, 2022

ISBN: 9788490568545

192 páginas, 14 x 21,3 cm, tapa blanda

 

Sinopsis

 

El Chaltén, en la Patagonia, suele ser un lugar al que acuden alpinistas de todo el mundo. Sin embargo, una siniestra sombra ha caído sobre la zona tras el asesinato de dos niñas que han sido ahorcadas. Hasta allí viaja el escritor Norman Scarf, célebre por sus obras de argumentos turbulentos, con afán investigador y buscando material para su nuevo trabajo. Lo que encuentra en este rincón de Argentina es un montañista estadounidense sospechoso y unas autoridades que quieren cerrar rápidamente el caso para no ahuyentar al turismo. Pero eso va a ser imposible, puesto que una tercera niña acaba de desaparecer.

 

©Artículo: Miguel Izu, 2022.

Impactos: 65

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Protected with IP Blacklist CloudIP Blacklist Cloud

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies