Presentación de NO DIGAS NADA de Jon Arretxe por Miguel Izu

El pasado 16 de mayo Jon Arretxe (Basauri, 1963) presentó en Pamplona su más reciente novela, No digas nada, que es ya la sexta entrega con el mismo protagonista, Touré, el africano afincado hasta ahora en el barrio bilbaíno de San Francisco, antiguamente conocido como “La Palanca”, tradicional zona de puticlubs y otros vicios hoy convertido en barrio de inmigrantes. Le acompañaron en la presentación los también escritores Carlos Erice Azanza y Carlos Bassas del Rey, que integran un dúo muy solicitado para estos menesteres.

 

 

Abrieron fuego los presentadores preguntando al autor por qué ha hecho lo que había jurado que nunca haría, abandonar el ámbito urbano y escribir un rural noir, ubicado en un imaginario pueblo del Pirineo llamado Orbe, aunque se parezca a Arbizu, el pueblo navarro donde vive Arretxe desde hace quince años, o a cualquier otro pueblo de la zona. Aparte de “por la pasta”, explicó que para él fue un reto, un desafío, cambiar de registro, buscar otro escenario, aunque le ha costado mucho trabajo, más que el resto de todas sus novelas, porque en una ciudad no hay más que ponerse a mirar la calle y pasan muchas cosas sobre las que escribir, pero en un pueblo aparentemente no pasa nada. Sí que hay leyendas “urbanas” en los pueblos, como la que abre el libro: una vez alguien cortó la cabeza de un burro con una motosierra. Pero una vez contado esto, “¿luego qué?”. Prefirió hablar de un pueblo imaginario para que nadie se enfade buscando la identificación de los personajes con personas reales de su pueblo, aunque se teme que lo hagan de todos modos si le leen, o aunque no le lean, como le sucedió con alguna novela anterior con gente de Bilbao que ya no le habla aunque no le han leído, “pero me ha dicho que dice…”.

No sabe si habrá más aventuras de Touré, prefiere dejar la duda y que los lectores le rueguen que vuelva. En sus inicios escribió novelas sueltas donde al final moría todo el mundo y no podían tener continuación, a veces las series aburren porque son la misma historia repetida con pequeños cambios, él prefiere escribir cosas diferentes cada vez, y cree que lo ha conseguido pese a hacer una serie. A lo largo de ella Touré ha evolucionado, ha madurado, ha perdido la ingenuidad, al principio era un pardillo del que se aprovechaban y ahora se ha endurecido. Como dijo Carlos Bassas, ahora “es un personaje oscuro” (risas). En la novela se contraponen personajes que se conforman con lo que les ha tocado, aunque sea un trabajo basura que solo acepta un inmigrante sin papeles, con Touré, consciente de que “aunque no estoy tan mal” tiene poca suerte y malamente sobrevive.

 

 

Arretxe explicó que en sus novelas los policías son malos, le aburren las historias policíacas donde los policías son buenos y listos, a él le interesa más reflejar el abuso de poder, de cualquiera que tenga un poco de poder y se sienta por encima de otros. En esta ocasión no hay policías pero sí un alguacil de pueblo, igualmente despótico, y unos vecinos que tienden a desconfiar de la policía porque todos tienen algo que ocultar, aunque sea solo saltarse el control sanitario de la carne que producen. Pese a ello, dice que algunos policías le han felicitado por sus novelas, deben de pensar que al menos sabe de lo que habla y que la ficción exige exagerar.

Como siempre, la novela tiene una referencia musical (Arretxe es bajo y canta en un coro de ópera), en este caso un aria de La Pasión según San Mateo que confiesa que le encanta pero que constituye una frustración porque no la canta bien, tiene notas altas que él no alcanza, y que constituye una reivindicación porque todo el mundo conoce sopranos y tenores, pero nadie bajos. Preguntado por el título, No digas nada, explicó que es una frase que solo aparece una vez, la dice un cura que quiere disimular una sospechosa compañía femenina, pero que refleja el trasfondo donde los vecinos del pueblo prefieren no hablar, no contar lo que saben por si acaso.

Sobre si le gustaría llevar sus novelas al cine o la televisión, respondió que le encantaría llevarlas todas, pero que no depende de él. Ha tenido dos propuestas, por un productor y por un director, que hasta ya le contaban el reparto con el que soñaban, aunque la cosa se suele torcer en el momento de conseguir el dinero para la producción. Pero quién sabe…

 

Ficha

No digas nada

Jon Arretxe

Traducción del original en euskera (Ez erran deus) de Cristina Fernández Blanco

Editorial Erein, Cosecha roja n.º 35

ISBN: 978-84-9109-464-7

176 páginas, 13,5 x 20,5 cm, tapa blanda

 

Sinopsis

El nuevo supervisor de las cámaras de la Pequeña África de San Francisco repasa una y mil veces las imágenes del último mes; pero es en vano, no hay ni rastro de Touré, se ha esfumado.

Aunque sus amigos, Sa Kené, Osmán y Xihab, tampoco conocen a ciencia cierta su paradero, saben que se ha largado harto de humillaciones y de ser utilizado por la policía. De hecho, el burkinés ha decidido desaparecer para refugiarse en un pueblo perdido del Pirineo navarro, donde le espera Adama, antiguo compañero de fatigas desde que ambos fueran los únicos supervivientes de la travesía en patera.

Con un oficio más que añadir a su variopinto curriculum, ahora Touré se dedica a cuidar ovejas, lo único que desea es una vida tranquila, pero allá donde va su destino le persigue. Nuestro detective-vidente se verá envuelto en una serie de vicisitudes estrambóticas, y estará a punto de perder la vida intentando resolver un caso en el que nunca se hubiera querido involucrar.

El protagonista de esta novela huye de sus problemas buscando paz en otro escenario, pero esto no resuelve las dificultades a las que debe enfrentarse como migrante, es lo que nos describe Arretxe en este rural noir, con un texto sobrio, no exento de ingenio y humor.

 

Artículo: © Miguel Izu, 2019.

Impactos: 9

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies