LA SEÑORA MARCH de Virginia Feito por Elena Rodríguez

 

Reseña de La Señora March de Virginia por Elena Rodríguez Herrero.

 

Virginia Feito nació en Madrid en 1988, y ha vivido en París, en Londres  -donde cursó Literatura Inglesa y Arte Dramático en la Queen Mary University y desarrolló su amor por la literatura gótica y el teatro-, en Nueva York y nuevamente en Madrid, donde estudió Publicidad en la Miami Ad School. Ha trabajado en importantes agencias publicitarias y ganado varios premios en festivales nacionales e internacionales. En 2019 decidió dejarlo todo para dedicarse a escribir en inglés La señora March, su primera novela, que propició una subasta por los derechos en Estados Unidos y está siendo traducida a varios idiomas. Publicada en 2021, ha sido uno de los libros del año según el Library Journal y The Times, figura entre los libros más vendidos según el Sunday Times, y Blumhouse Productions está adaptándola al cine junto con Elisabeth Moss, que interpretará a su protagonista. La crítica estadounidense ha comparado a Feito con Patricia Highsmith, Hitchcock y Shirley Jackson.

Sinopsis de La señora March:

“La última novela de George March es un gran éxito, y nadie se enorgullece tanto de ello como su devota esposa, la señora March, que lleva una vida exquisitamente ordenada en el Upper East Side. Una mañana cualquiera, mientras se dispone a comprar el pan de aceitunas en su pastelería favorita, la dependienta insinúa que la protagonista del nuevo libro de George parece inspirada en ella. Este comentario casual le arrebata la certeza de saberlo todo sobre su marido —y sobre ella misma—. Así empieza un viaje alucinado y alucinante que puede desvelar un asesinato y secretos sepultados durante demasiado tiempo.”

 

Esta novela se publicó originalmente en inglés en Estados Unidos, y ya se está haciendo una adaptación para el cine que protagonizará Elisabeth Moss (la actriz de El cuento de la criada). Habrá que ver como se refleja en pantalla.

El género de la novela también es difícil de clasificar, porque aunque lo catalogan como thriller, novela negra, … no encaja bien con ninguno de estos géneros, ya que no tiene el ritmo de thriller, ni es policial ni detectivesco. Es más bien una novela de suspense psicológico, con un ritmo lento, donde la trama se centra mucho en los personajes.

La historia nos lleva al Nueva York de una época indeterminada (no se dice en que año estamos), pero que yo creo que nos situaría en algún momento de la segunda mitad del siglo XX.

Nuestra indiscutible protagonista, la señora March, es una acomodada mujer de mediana edad casada con un exitoso escritor y madre de un hijo. El último libro del señor March, está teniendo una gran acogida por el público, y la crítica y todo el mundo habla de él.

La señora March se encamina, como un día cualquiera, hacia su pastelería favorita y allí ocurre el primer suceso que hará que se desestabilice todo su mundo (¿o estaba ya desestabilizado?): la dependienta, que está leyendo el libro de su esposo, y es una ferviente admiradora del escritor, le dice que la novela le está encantando y alaba el hecho de que la protagonista esté inspirada en la señora March.

La señora March se queda estupefacta, sin saber reaccionar, porque la protagonista del último libro de George March es una prostituta fea, horrible, con la que nadie quiere acostarse.

La señora March, turbada, abandona la pastelería (a la que se promete no regresar nunca más) y sale a la calle dando comienzo así a una espiral de pensamientos y acontecimientos que guiarán a nuestra protagonista durante toda la novela.

Y es que todo el mundo interior de la señora March es el centro de la novela. Está narrada en tercera persona pero todo lo que acontece está visto desde sus ojos, como si fuera ella la que nos lo contara.

A través de su visión conoceremos al resto de los personajes de esta historia (una visión obviamente sesgada) y todo lo que sucede.

La señora March (de la cual no conocemos el nombre hasta el final) es una mujer compleja. Es un caso muy representativo de lo que sería “vivir de las apariencias”, pues tras esa imagen que quiere dar de mujer respetable, sofisticada, perfecta madre y esposa, perfecta anfitriona y señora de la casa, se esconde una personalidad oscura, paranoide, asustadiza y acomplejada.

Llevada por sus reflexiones nos conducirá por una historia de secretos, miedos, sospechas, de la cual solo conoceremos su punto de vista, lo que nos llevará a pensar si realmente lo que ocurre y las personas que le rodean son así o vemos solo lo que ella nos hace ver (lo que se llamaría un narrador no fiable).

La señora March es un personaje muy fuerte, e iremos conociéndola en profundidad tanto en el presente como en los flashback que nos relatarán acontecimientos relevantes de su infancia y adolescencia, y que nos harán comprender mejor como esta mujer se ha convertido en lo que es hoy en día.

Situados en su mente, nos encontraremos con una protagonista que nos resultará a ratos fascinante, a ratos desesperante y en muchas ocasiones desquiciante.

Y no os daré más detalles de la vida y la personalidad de la señora March para que la descubráis con la lectura de esta historia de la cual se ha hablado mucho en los medios desde su publicación.

Y es que he oído reseñas antes y después de su lectura que han sido un poco polémicas. Por un lado se ha dicho que es una gran novela, adictiva, impredecible, muy bien construida y que recuerda a otras historias de autores de gran renombre; y por otro lado se ha dicho que es una novela que no da lo que promete y que su éxito se ha debido a un increíble trabajo de marketing.

En mi opinión es una novela interesante, adictiva aunque en su punto justo, lenta, de esas que a veces se hace un poco pesada pero que sigues avanzando por ver que va a suceder (porque sí es verdad que existe esa tensión que va aumentando y que sabes que en algún momento va a estallar).

El problema es que si te sumerges en ella haciendo caso a como se ha vendido (thriller, novela negra, la nueva Patricia Highsmith, …) pues….no. No te vas a encontrar lo que promete, y eso te puede llevar a que te decepcione. Ahí sí creo que la campaña de publicidad ha hecho un poco de daño.

Lo mejor para leer esta novela es no llevar unas ideas preconcebidas, y dejarte guiar por esos senderos de locura de la mano de la señora March.

Le puse 3.5 estrellas en Goodreads, quizá porque yo también me dejé llevar por esas altas expectativas. Pero no se le puede negar que es una novela interesante, muy bien escrita y que mantiene el suspense en su mayor parte hasta romper en un final…. .

Y hasta aquí la reseña de La señora March. Dejadme en comentarios que os ha parecido, si habéis leído esta novela y cuáles han sido vuestras impresiones.

Sin más me despido con un saludo hasta la próxima reseña.

 

©Reseña: Elena Rodríguez, 2023.

Visitas: 79

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Protected with IP Blacklist CloudIP Blacklist Cloud

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies